Haga clic aquí para efectuar una búsqueda

Variación de la presión : altitud y temperatura

Prever como varía la presión de un neumático durante una subida en altitud puede parecer difícil, pero sería muy útil para saber si se debe modificar la presión de sus neumáticos a fin de mantener el mismo nivel de rendimiento.

He aquí las claves que le permitirán comprender lo que pasa cuando usted sube una montaña con su vehículo.

Primero, la presión atmosférica depende de la altitud a la cual nos encontramos. A mayor altitud, la presión disminuye.

Si usted infla su neumático a una presión de 2.4 bars a nivel del mar, la presión de su neumático aumentará a medida que usted gana altitud ya que el aire ambiental resistirá cada vez menos.

Esto no es todo. Con el aumento en altitud, el aire se enfría al mismo tiempo que enrarece.

Al ser el aire un gas, este responde a ciertas leyes físicas. Una de estas leyes establece que cuando la temperatura a la que un gas es sometido disminuye, el gas se contrae provocando así una disminución de la presión.

Así, cuando la temperatura ambiente disminuye, esta afecta la temperatura del aire en el neumático. La presión del neumático disminuye.

Estos dos fenómenos - aumento de presión debido al cambio de diferencial entre presión del neumático y aire ambiente y disminución de presión debido al enfriamiento del gas - se compensan mutuamente.

Así, entre altitud baja y alta, la presión de sus neumáticos no varía notablemente (pero usted deberá seguramente equiparse con neumáticos de invierno o de cadenas de nieve).